El color de las sombras


Te voy a explicar una fórmula muy sencilla que espero te ayude en este tema. Y voy a intentar explicarte con un poco de historia la evolución del tratamiento de las sombras en la pintura occidental.

Cuando comenzamos a pintar, uno de los grandes problemas comienza cuando buscamos el color de las sombras.

Aquí te dejo la fórmula:

1 El color propio más oscuro

2 El color complementario

3 El color Azul

Vamos a explicarla:

Siempre debemos de huir de emplear el negro para oscurecer ya que ensucia mucho el color y por extensión no debemos abusar del blanco, aunque su aplicación no es tan crítica como la del negro.

para aclarar podremos usar el blanco y un poco de amarillo, ya que el amarillo es el color de la luz y aunque hablemos de sombra no se puede trabajar esta sin contemplar las luz.

Pues bien, si el amarillo es el color de la luz, el azul es el color de la sombra, así que en vez de negro, en las sombras más oscuras añade azul cobalto o azul de Prusia.

Para ir trabajando la zona de las sombras debemos ir poniendo también el tono propio más oscuro, si se trata de una manzana roja, pues buscamos por ejemplo el rojo más oscuro, un tierra de siena, un carmín de garanza luego el azul.

Recuerda los colores tierra, como el ocre amarillo, tierra de siena, sombra tostada, son colores quebrados que además de ayudarnos a quitar saturación nos pueden servir para oscurecer el tono.

El complementario es otro color presente en las sombra así que si trabajamos la manzana roja en la zona de sombra debemos aplicar su complementario, el verde.

experimento de Goethe para entender como aparece el complementario en la sombra.

Pero esto no siempre fue así, hasta que los impresionistas no legaron , sacaron sus caballetes del estudio y aplicaron las teorías del color, las sombras se abordaban de otra manera.


Giotto, h.  1305-1306, Lamentación sobre el Cristo muerto, fresco, 200 x 185 cm
Capilla de los Scrovegn. *

Giotto, Leonardo, Rafael y desde siempre y hasta el siglo pasado todos los artistas han pintado el tono de las sombras oscureciendo el tono local.

Velázquez, D. 1628-1629, EL triunfo de Baco, Óleo, 165 x 225 cm, Museo del Prado *

Rubens usa tonos más luminosos, sienas rojizos, tonos dorados, ocres. Velazquez tiene influencia de Carvaggio en su primera fase y después de Tiziano y Rubens, luego se independizará  y aunque sigue usando en las sombras el tono más oscuro introducen el modelado tonos grisáceos mezcla de pardos oscuros, negro y blanco. *


Goethe en su libro (Teoría de los colores) de 1810 será clave al estudiar las sombras coloreadas. Con experimentos con luces filtradas descubrirá que el complementario es un color presente en las sombras. Si esto le unimos que el azul es color de la oscuridad, ya tendremos las claves para entender las sombras con más naturalidad.


Sorrolla, J. 1908, Playa de Valencia a la luz de la mañana

Estos estudios de influirán mucho en los impresionistas y postimpresionistas. Sacará los caballetes del estudio, y observarán la realidad, es el momento en el que entra el color azul y el complementario en las sombras .

Monet, C. 1902, Parlamento de Londres.

«continuamente estoy en búsqueda del azul» (Van Gogh)

Un saludo a todos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *